Confeniae exige a la Secretaría de la Política la entrega de nombramiento

El Telégrafo

Redacción Web Quito

Miembros de la Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Amazonía Ecuatoriana (Confeniae) se ubicaron la mañana de este martes en las afueras de la Secretaría Nacional de Gestión de la Política, en el centro de Quito. Los manifestantes dijeron que se trataba de una toma simbólica del edificio para solicitar que se entregue el nombramiento que legitima al movimiento.

(más…)

Las izquierdas, comportamiento del voto y escenarios postelectorales. Análisis de coyuntura

Las izquierdas, comportamiento del voto y escenarios postelectorales. Análisis de coyuntura

OCARU

El pasado miércoles 3 de mayo tuvo lugar una mesa de análisis de coyuntura organizada por OCARU y el Instituto de Estudios Ecuatorianos en colaboración con la Universidad Andina y Tegantai, Agencia Ecologista de Información.  La discusión se centró en debatir sobre el estado de las izquierdas, el comportamiento del voto y los escenarios postelectorales tras el pasado 2 de abril.

(más…)

NO AL PAQUETAZO AGRARIO Y LA MODERNIZACIÓN CONSERVADORA DEL CAMPO ECUATORIANO

 LA LEY DE TIERRAS RURALES Y TERRITORIOS ANCESTRALES ES UNA POLÍTICA ANTICAMPESINA, QUE SÓLO BENEFICIA AL AGRONEGOCIO

DENUNCIAMOS LOS PUNTOS CRITICOS AL SEGUNDO INFORME DE LEY DE TIERRAS RURALES Y TERRITORIOS ANCESTRALES

Este jueves 17 de diciembre de 2015 se ha convocado a la sesión N° 362 del Pleno de la Asamblea Nacional para el segundo debate de Ley de Tierras Rurales y Territorios Ancestrales. Ante la inminente aprobación de la normativa, las organizaciones firmantes, declaramos que en tiempos de «Revolución Ciudadana», el proyecto de Ley de Tierras consolida la alianza entre los sectores de las élites agroindustriales y el Estado nacional, pues forma parte del proceso de modernización capitalista de carácter conservador impulsado desde el 2008 por el gobierno de Alianza Pais, bajo el discurso de «Revolución Agraria».

(más…)

Los bailes populares y las reuniones animan los descansos de la marcha indígena

El Comercio

Todas las mañanas, antes de las 08:00, los indígenas y otros caminantes que van en la marcha que llegará a Quito el 13 de agosto de 2015, empiezan a preparase para la jornada. Las pausas para seguir el camino son largas y en ese tiempo los líderes organizan actividades para mantener el entusiasmo.

A esa hora, la comisión de cocina, formada por 10 personas, está ocupada preparando el desayuno para las cerca de 200 personas que caminan de forma permanente. La comida es abundante en verde y granos para que los participantes tengan energía para seguir, cuenta Isabel Rojas. Ella es una de los 10 zamoranos que estarán a cargo de la comida durante toda la marcha, como ya lo han hecho en ocasiones anteriores. Para esta movilización, Rojas, quien es chef de profesión, pidió permiso con cargo a vacaciones para apoyar la protesta. Un plato de motepillo y un vaso de chicha fue el desayuno de la mañana de este martes 4 de agosto, en la parroquia San Lucas del cantón lojano Saraguro, en donde durmieron los marchantes.

Los alimentos que preparan son obsequiados por las comunidades por donde pasan y si algo les falta sacan el dinero que deposita la gente en una vaca de papel maché que llevan como alcancía. Hasta que los alimentos estén listos, los caminantes se concentran en alguna cancha o espacio amplio. La guitarra de Rosa Lanchimbi, una indígena cayambi, que llegó desde Pichincha, da la pauta para que inicie el baile, con el que los marchantes pasan el tiempo mientras esperan la orden de salida. Las coplas de Lanchimbi, al ritmo de un sanjuanito, convierten la espera en una fiesta, a la que se unen los indígenas de Morona Santiago, Cañar, Chimborazo, Pichincha, que llegaron en pequeñas comisiones para respaldar la caminata.

Ellos llevan instrumentos andinos como bombos, churos, flautas…, que animan las caminatas. Mientras los principales dirigentes se reúnen para revisar el avance de la marcha, ellos hacen sus propias asambleas. Es el tiempo para cantar, bailar, recargas energías, pero también para reflexionar sobre la jornada anterior. Representantes de los grupos sociales como Mario Fárez y Víctor Hernández toman el mando para que los asistentes compartan sus experiencias. Hay también un grupo encargado de comunicación, que registra todos los movimientos de la marcha, otro que se encarga de ver los lugares en donde dormirá la gente y está la comisión de decisiones políticas, conformada por los máximos dirigentes.

Al final de cada jornada, se cuenta el dinero recaudado y la intención es distribuirlo de acuerdo con las necesidades de las comisiones. Según los dirigentes, en los primeros dos días de movilización no ha sido necesario utilizar esos recursos. Luego de tomar el desayuno y de las constantes reuniones de planificación, los marchantes salen acompañados de una caravana de vehículos. El martes 4 de agosto, pasadas las 11:00 salieron de la parroquia San Lucas, con dirección al centro del cantón Saraguro, en donde tienen previsto pasar el día.

Tradición oral afro se recupera en la Sierra Norte

El Comercio

Las coplas del pueblo afrodescendiente asentado en los territorios de Carchi e Imbabura son recuperadas por 15 docentes e investigadores de la Escuela de Escritura de la Tradición Oral (Etoba).

La copla, forma poética que se emplea en las canciones populares, es un lenguaje utilizado ancestralmente por los 38 pueblos afrodescendientes de la dos provincias del norte.

Eran infaltables en las reuniones sociales, en los cortejos amorosos o en las jornadas de trabajo, constituyéndose en parte de la vivencia.

En los sectores carchenses de Mascarilla, La Concepción, Guallupe o Juan Montalvo, estos versos -que hablan de amor, desamor o rinden tributo a la naturaleza y en ciertos casos hasta tienen cierto humor picaresco- aún son parte de la convivencia diaria.

Para Zoila María Congo Carcelén, de 66 años, nacida en Mascarilla (Carchi), esta tradición oral la heredó de sus abuelos, en medio de un entorno humilde y de una niñez llena de coplas y juegos lúdicos que se cantaban. «Los denominados copleros crearon estas expresiones que hablan de nuestras raíces africanas».

Rosario Folleco Chalá, de 74 años, de La Concepción (Carchi), especialista en recitar coplas, dice que aprendió los versos que cantaba su abuelita Elizabeth Méndez. Esta mujer de tupida cabellera blanca tiene otro mérito: haber aprendido a leer, recogiendo papeles en las calles.

Cuando cursaba el primer grado de escuela debió abandonar el aula para ir a laborar en San Gabriel (Carchi). «La pobreza nos obligaba a salir de nuestras casas desde los 7 años de edad para trabajar como sirvientes».

Aprendió las vocales en la escuela formal, sin embargo, su interés por aprender a interpretar las palabras hizo que sus «patrones», como les llama a sus exempleadores, le enseñaran las consonantes.

En las mañanas recogía escritos en las calzadas de piedra de San Gabriel y luego en las noches juntaba vocales y consonantes hasta que aprendió en forma empírica a leer. Aquel ejercicio es un ejemplo para sus hijos y nietos.

La organización Etoba recupera los saberes ancestrales, desde hace una década. Los juegos tradicionales, expresiones, vocablos de la gente, personajes, vestuario, peinados, música y danza son recopilados, pero desde la voz de los adultos mayores.

Han publicado cuatro trabajos con el apoyo de varias organizaciones no gubernamentales. En los textos rescatan cuentos, historias de vida de la gente negra, terminología, entre otros, que son utilizados como material didáctico en las escuelas de la zona para no perder la identidad. ‘Vocablos y expresiones que hacen especial el habla de los afrochoteños’ y ‘El hueso sazonador’ son parte de esta colección.

Los integrantes de Etoba se reúnen cada dos meses en La Concepción, en la sede de la Coordinadora Nacional de Mujeres Negras (Conamune). En esos encuentros se definen los textos, los avances de esos libros y hablan sobre los nuevos proyectos. Los 15 investigadores trabajan en diferentes sectores de las cuencas de los ríos Chota (Imbabura) y Mira (Carchi).

«Realizamos las investigaciones tomando en cuenta la afinidad de nuestras actividades y profesiones», explica Olga Maldonado, docente de La Concepción.

Isabel Folleco aborda los temas relacionados con los juegos tradicionales. Ermencia Chalá recopila aportes sobre gastronomía. Iván Pabón y Marienella Chalá en cambio investigan diferentes historias de vida de la comunidad. Barbarita Lara recupera los cuentos de las comunidades.

«Nuestros mayores nos han dejado un gran legado que lamentablemente con la migración de nuestros hermanos se está perdiendo. A través de estos libros queremos perennizar nuestra historia», aclara Lara, dirigente de la Conamune.

Maldonado agrega que en la Etoba no existen escritores ni académicos. «Aquí utilizamos nuestros propios términos y vocablos para no perder la tradición oral».

En contexto ​

Los textos que recogen la terminología de los afrodescendientes de Carchi e Imbabura, los cuentos, la gastronomía y las historias de vida son entregados en las 38 comunidades de la región. Son leídos en las escuelas para que los niños conozcan sus raíces.

MAGAP reactiva cultivo de café en Cotopaxi

Magap

La Dirección Provincial Agropecuaria de Cotopaxi, del Ministerio de Agricultura Ganadería Acuacultura y Pesca (MAGAP), entregó 360 kilos de semilla de café de las variedades catucai, y catuai, provenientes de Brasil, que se encuentran en proceso de germinación, y se destinarán a 540 hectáreas, en Pangua, La Maná y Pujilí.

(más…)